5 reactivos para laboratorio extraídos de plantas


5 reactivos para laboratorio extraídos de plantasEn muchas investigaciones científicas se utilizan reactivos extraídos de diversas plantas. Los compuestos naturales pueden tener alguna actividad biológica que haga que puedan ser usados como fármacos, pueden servir de intermediarios en reacciones químicas para la obtención de derivados con alguna propiedad interesante o simplemente la estructura de estas moléculas sintetizadas por proteínas pueden servir de inspiración para el diseño de moléculas que luego son sintetizadas en el laboratorio, entre otras aplicaciones que tienen esta gran familia de compuestos. Por la estructura química de los compuestos extraídos de las plantas, estos se dividen en grandes grupos entre los que se destacan los terpenoides (que incluyen los carotenoides), los alcaloides y los flavonoides, entre los que se encuentran los flavonoles, isoflavonas y antocianos.

Este artículo pretende describir las utilidades que tienen 5 reactivos para laboratorio extraídos de plantas comercializados por la compañía Wako.

Piperlongumina

La piperlongumina, también conocida como piplartina, puede ser extraída del Piper guineense, del P. tuberculatum, del P. longum y otras especies de este género de plantas, arbustos de la familia de las piperáceas. del género Piper se conocen cientos de compuestos químicos con actividad biológica, siendo plantas usadas en la medicina tradicional de todas las culturas humanas. Se ha encontrado que la piperlongumina tiene actividad antitumoral, por lo que es objeto de numerosas investigaciones. Desde el punto de vista estructural, la piperlogumina es un alcaloide, que contiene una amida con dos insaturaciones en la posición alfa – beta con respecto al grupo amida, a un lado y al otro del nitrógeno que se encuentra unido a dos grupos carbonílicos. Esta molécula pequeña actúa como agente electrofílico, reaccionando con sitios proteicos específicos. Se ha reportado que además esta sustancia es capaz de inhibir la agregación plaquetaria, interactúa con receptores de andrógenos e induce la formación de especies reactivas de oxígeno, por lo que puede ser usada en el tratamiento de diferentes tipos de cáncer quimioresistentes. Por ejemplo, se ha demostrado que esta sustancia induce la apoptosis en cáncer de ovario quimioresistente al tratamiento con complejos de platino, a través de la inducción de la fisión mitocondrial.

La acción de la piperlongumina sobre las células cancerígenas, con preferencia a las no cancerígenas, puede estar relacionada con la perturbación del estado redox de la célula que ocurre al incrementarse los niveles de especies reactivas de oxígeno en las células tumorales. El esqueleto de esta molécula ha servido para intentar obtener fármacos con mejor actividad, existiendo ya compuestos análogos, derivados de la piperlongumina de primera y segunda generación. Tanto la piperlongumina como sus derivados se investigan para su uso terapéutico para el tratamiento de tumores a través de la modificación de la respuesta de las células al estrés oxidativo.

Mangostino

El mangostino se extrae de las frutas del árbol llamado mangostino púrpura (Garcinia mangostana). Los frutos de este árbol se utilizan como alimento y en la medicina tradicional por sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, además de su uso para el tratamiento de infecciones causantes de diarreas, el cólera y la disentería. El mangostino es uno de los compuestos bioactivos más investigados de los que se extrae de este árbol, sobre todo por el efecto inhibitorio que tiene frente a diversos carcinomas. Esta sustancia es capaz de reducir la adhesión y la invasión de las células cancerígenas, así como la metástasis. Además puede inducir la apoptosis y reducir la inflamación. Aunque los mecanismos a través de los cuales actúa este compuesto aún se encuentran en estudio, se sabe que por ejemplo en células de cáncer pancreático es capaz de inhibir la transducción de señales de la ruta PI3K/Akt.

Mangiferina

Mangiferina es el nombre con el que se conoce a la xantona C-glicósido extraida de la Mangifera Indica y otras especies de plantas. La mangiferina puede presentar una gran variedad de efectos beneficiosos en el organismo de los mamíferos, por ejemplo, según estudios llevados a cabo en ratones sometidos a una dieta con alto contenido en grasas, protege a estos de las enfermedades asociadas a este tipo de nutrición, como son la obesidad y la hiperglicemia. Este compuesto es el principal componente activo del VIMANG, un producto desarrollado en Cuba que se usa como citostático, antioxidante y suplemento nutricional, entre otras aplicaciones. La acción de la manguiferina como citostático y mediador del estrés oxidativo ha sido comprobado en estudios realizados con diversas líneas celulares.

Un estudio reciente, publicado por un grupo de investigación coreano, arrojó que este compuesto puede ser usado como sensitizador en la terapia con doxorubicina, llevada a cabo en tratamientos del cáncer de mamas. Por la multitud de aplicaciones que puede tener este principio activo como fármaco, ha sido y es objeto de muchos estudios de investigación.

Apigenina

La 4′,5,7-trihidroxiflavona, cuyo nombre común es apigenina, es un polifenol perteneciente a la familia de los flavonoides. Esta sustancia natural puede ser extraída de diversos vegetales y frutas, como son el limón, la menta y los frutos rojos. La apigenina tiene efectos antiinflamatorios y anticancerígenos, se ha demostrado en estudios in vitro que es capaz de detener el crecimiento de cultivos celulares de cáncer de mama, de piel y de colon; así como de tumores malignos sólidos. Sus efectos en la disminución de especies reactivas de oxígeno ha sido estudiado tanto in vitro como in vivo.

Se ha determinado que la apigenina suprime la función del microARN en líneas celulares de hígado, a través de la inhibición de la maduración del microARN. También mejora la tolerancia a la glucosa en ratones transgénicos con expresión de miR108. Además se ha comprobado que inhibe la expresión del factor de crecimiento epidérmico, por lo que se realizan estudios para comprobar su efectividad como agente terapéutico en casos de alergias y asma. Esta molécula sirve de cabeza de serie para el desarrollo de fármacos por su acción biológica.

5,7-Dihidroxiflavona

La 5,7-dihidroxiflavona, conocida como crisina, es un flavonoide natural que puede encontrarse en la miel y la pasiflora, por ejemplo. Como otros flavonoides descritos anteriormente en este artículo, la crisina tiene efecto antioxidante, antiinflamatorio, antitumoral y antihipertensivo. Esta sustancia actúa por inhibición de la aromatasa y la inducción de la apoptosis en células tumorales. Se estudia además su acción neuroprotectora, por su capacidad de reducir la muerte neuronal al inhibir la apoptosis.

Un estudio llevado a cabo en colaboración entre el Instituto de Biología de Patógenos de China y la Universidad de Carolina del Norte de Estados Unidos, ha demostrado que la crisina inhibe la replicación del enterovirus 71, causante de infecciones que pueden llegar a ser letales en niños.

OTROS REACTIVOS PARA LABORATORIO EXTRAÍDOS DE PLANTAS

Kaempferol, 99% - Indofine Ácido ferúlico – Indofine Curcumina – Indofine
Kaempferol, 99% - Indofine Ácido ferúlico – Indofine Curcumina – Indofine

Lisa.jpg
By: Lisa Komski In: Reactivos químicos